1 mar. 2009

Cápitulo 1 y 2

1-Cada Mañana

Y todos sus días habían de comenzar así, con la memoria pérdida de una última imagen de un sueño terrible, parpadea en un par de ocasiones y mueve las manos con el entumecimiento de otra noche sin descanso, con un movimiento de hombros trata de acomodar sus ya irreparables músculos y tensiones de su espalda, respira fuerte y suspira sobre la idea de un reptil ensamblado de módulos de aluminio tintado que aún yacen detrás de los párpados y horas de supuesto reposo. Se pasa las secas manos por el cabello corto para con un gruñido levantarse del colchón rehuyendo el reflejo del espejo a los píes de su cama.

Camina sin pensar hacía la sala de su oscuro departamento buscando más a tientas que con verdadera atención su móvil mientras la ansía de prender su computador despierta junto con su mente límpida de la conciencia de que para su desgracia, es un nuevo día. Encuentra su teléfono entre los desperdicios de su cena al lado del segundo monitor de su ordenador.

11:20 HRS

Es la primera verdad que escupe el móvil al levantarlo de su cama de basura y mole pasado.

Cierra los ojos y un nuevo gruñido escala sobre su garganta, es muy tarde para hacer algo de provecho antes de tener que encaminar su delgado cuerpo a una miseria más productiva.

Enciende los multitaps, el sonido metálico de un monitor tomando corriente le avisa que es momento de presionar el botón que despierta a los ventiladores y al disco duro de su portátil.

Las pantallas radian la luz de una foto sobre un avión entre las nubes que usa como fondo, vuelve a dar las mismas y entrenadas pulsaciones que abren las ventanas de lo que lee cada mañana.

Círculos de colores cambiantes enmarcan los encabezados de diversas fuentes de información en una página única;

CLIMA SOLEADO 24°C-5°C

EL TEATRO COMO EXPRESIÓN DE LA PROPIEDAD PÚBLICA

NUEVA BAJA DE EMPLEOS EN LAS EMPRESAS DEL CIBERMUNDO

"HE LLEGADO A LA CONCLUSIÓN DE QUE UNA PERSONA INÚTIL ES POBRE, DOS UNA FIRMA DE ABOGADOS Y TRES UN CONGRESO"-CITA FAMOSA DEL DÍA

ANA VILLANUEVA TE HA ENVIADO UNA SOLICITUD DE AMISTAD

GISELLE MORENO: "SIN ASUNTO"

-"Un correo electrónico de ella"-. Alcanzan a articular sus labios secos.

Presiona el cursor para desplegar el mensaje.

2- Eder y ser un león, más por lo apestoso y holgazan que por otra cosa

Conocer a Eder era amarlo, y no era para pensarse distinto, debido a que cualquier otra persona que no profesara un amor incondicional por él al hacerse familiar con su simple presencia, simplemente ya lo habría asesinado de un modo violento.

Eder pesa cerca de ciento veinte kilogramos y mide uno ochenta y cinco metros de estatura, a demás de ser un amante de la música metal en todas sus versiones y por lo mismo porta estándares y estandartes culturales representativos de semejante pasión como lo es cabello muy largo anudado en una sucia coleta, pulseras con estoperoles y demás piezas metálicas puntiagudas en brazos y por supuesto en la cara, esto le da una sutileza actoral de un hipopotamo en falda a donde quiera que vaya, y sus diminutos ojos pardos que esconde detrás de un armazón de pasta no ayudan a semejante proceso de asimilación como otro elemento del paisaje cotidiano. No por lo mismo es una mala y ruda persona, de hecho un gatito lactante podría derretir el corazón de Eder y luego hacerlo puré, pero para cualquiera que viera semejante personalidad silueteandose en un callejón oscuro no podría ni por cerca suponer que es la clase de persona que suspira por la noche y escribe poemas metaleros a sus amores imposibles, y de que duerme con un ratón de peluche.

Eder se encuentra entre el círculo mas cercano de amigos de Quetzal, para los cuales parece haber un requisito de pesar mas de cien kilos y parecer algo que salio debajo de un puente para pertenecer realmente a tan selecto club.

Durante los pasado meses ambos habían discutido en salidas por las noche que pueden resumirse a un grupo de piyamadas (de esas en las que hay peleas con almohadas y una extraña tensión homoerótica) sobre el futuro de sus relaciones con sus respectivas compañeras sentimentales de ya unos años, y ambos habían llegado a la conclusión humana y varonil de que no sabían que podría pasar, no pensaban en hacer nada y que todo se solucionaría por si solo.

Y no es por que ambos se sintieran encarcelados en relaciones poco gratificantes con mujeres con sobrepeso que los odiaban en secreto de tal form0a que el único modo de continuar haciendoles daño era manteniendose a su lado, por supuesto que esa no era la razón, la razón es por que Eder y Quetzal tienen veinticinco años, son amigos desde los diecinueve, y tienen a la misma novia desde los veinte, y esto para un hombre es similar a la idea de un león condenado a una dieta de tofu por los próximos cinco años sólo por que la primera vez que probo el pseudolácteo oriental pareció agradarle. Y no es para mas que después de una temporada donde el amor paso de ser infantil y juguetón que luego pasara a la tolerancia múltiple compartida de gases gastrointestinales y de otras fuentes. Es difícil que un león no se sienta nuevamente con la idea de volver a hundir su diente en una gacela y no en un bloque insípido de proteína, y más cuando gacelas se pasean en faldas cortas y hacen insinuaciones sobre un árbol donde ninguna hiena podría quitarles la presa.

Y digan lo que quieran, hasta donde una convención moralista, científica y de lideres del mundo puede decir, así es la mente del hombre a los veinticinco, y posiblemente a cualquier edad, pero esto es como justificamos a nuestros personajes.

Después de los constantes ”y…” de los párrafos anteriores hay que comprender el estrés social que es estudiar carreras donde el noventa por ciento de la matricula son mujeres jóvenes que a la larga ven a cualquier hombre como un oasis en el desierto para sus cavilaciones y necesidades, lo que supone un esfuerzo descomunal de cualquier tren de pens1amiento freudiano para no descarrilarse y estrellarse con un libido incauto que se ande paseando por las vías, dejando por supuesto a muchos heridos.

Eder y Grecia, Quetzal y Natalia, las cosas se tornaban de muchos colores conforme avanzaba el tiempo, debido a la presencia de otras personas y el incierto futuro de estudiantes de veinticinco años, y fue en el momento que las cosas cambiaron de colores como un grupo de camaleones bajo alucinógenos fuertes, que algo debía hacerse pese a los resolutivos de dejar que el tiempo arreglara todo.

Fue uno de esos días que Quetzal recibió el correo electrónico de Giselle.

Si un tercero que conociera a Giselle le preguntaran sobre la probabilidad de enamorarse de ella respondería algo así:

"Enamorarme de Giselle, ¿Yo?...