25 dic. 2007

Un Último beso antes de Morir


Muchas cosas he pasado en mi vida, muchas de ellas con mi amor más cercano y actual, dudo que mi vida fuera e incluso sea igual sin ella.

Entonces me llega la idea de que pasaría frente a una muerte anunciada, frente a la inminencia del olvido, y que sucedería si pudiera tomar un único recuerdo y vivirlo nuevamente mientras mi alma es escoltada al otro lado. La idea por supuesto me viene de un libro, lo que hace el personaje del libro, a pesar de tener una esposa, e hijos a los cuales evidentemente no llegará a ver como adultos, lo único que puede escoger después de repasar y repasar la posibilidad de cualquiera de las miles de hora de vida que puede volver a experimentar como en ese mismo momento es la memoria de su primer amor mientras caminaban por un parque en la ahora tan lejana tierra para él. Es entonces que yo me siento y repaso de todas las memorias gratas, cual sería la última en vivir nuevamente en caso de tener la oportunidad, y pienso en muchas horas, lugares, personas, inclusive me doy la ficha egoista de contar también mis sueños entre esas posibles memorias, y debo confesar que a la mente me vienen nombres como Gisele, como Indira, incluso otros que de mencionarlos podrían meterme en problemas, arrancados de sueño muy recientes. Lo que me extraña es que el nombre de mi actual y desde hace tanto novia no me viene a la mente, "Natalia" no aparece en esa última lista después de descriminar cientos y cientos de memorias, y a pesar de eso no me preocupa, por el hecho de que ella es ahora y eso es lo que importa. Pero aún así, si en este momento me dijerán que me queda una última memoria antes de morir, entonces tendría que escoger entre 3 nombres, ninguno de ellos Natalia.

En el libro, el personaje escoge nuevamente el primer amor, tal vez con seguridad haría lo mismo, lo difícil es saber cual de esos tres amores fue realmente el primero, y los otros sueños.

"...caminando a su lado en el bosque. La onda de choque ni siquiera lo perturbo"
-God´s Hammer, Sir Arthur C. Clark, 1993


----------------
Escuchando: Soda Stereo - Té Para 3